LA MOSCA ROJA

REFLEXIONES DE UNA MOSCA ENTRE MOSCARDAS by PURA MARIA GARCIA

LA “SUCIEDAD” GENERAL DE AUTORES: ¡TODOS LO SABÍAN!

 

Si hay algo que ha hecho, y continua haciendo hasta la fecha, la SGAE es ser una transcripción exacta de la definición estándar y más general de la palabra sociedad: conjunto de personas que se relacionan entre sí de acuerdo a unas determinadas reglas de organización jurídicas y consuetudinarias, y que comparten una misma cultura o civilización en un espacio o un tiempo determinados…pero con unas muy especiales “reglas de organización”, una extraña “cultura compartida” y nada de “civilización”

El que se haya transformado en “suciedad general de autores” no es únicamente una cuestión de aliteración vocálica, sino una alteración de los mínimos códigos  de la ética personal, trascendida en ética profesional, esa que, en mi opinión, jamás caracterizó a la inamovible, por misterioso decreto, cúpula de la SGAE. Desde hace unos días, el público en general está conociendo lo que era vox populi en el mismo interior, en las entrañas, de ese corpúsculo mafioso que ha ido tejiendo una red que se asemeja más al hampa que a un grupo de representantes de la creatividad que autores de diferentes técnicas y formas de expresión desarrollan.

Señores de nombre compuesto, Víctor Manuel, o con diminutivos que ya no pegan ni con cola, máxime con las dimensiones de su desfachatez, caradura y capacidad mimética, antes llamada chaqueterismo, Ramoncín, están escribiendo una nueva letra para la canción de “sorpresa e incredulidad” que, cuando oficialmente se destapó la bautistada millonaria de ese  referente ya naftalinoso y momificado que, sin embargo, tenía prebendas y ganancias económicas impensables y vitalicias, el susodicho cantaba como si de un hit de los 40 principales se tratase: noche y día.

Puede que el abuelo del señor con apariencia de sensato y reflexivo “fuese picador, allá en la mina” –hoy hasta el trabajo de su pobre abuelo está puesto en una duda más que razonable- ; que  el señor de nombre pequeñito, que en su término real, Ramón, rima consonante y asombrante con ladrón, tenga a gala haber sido el monarca del pollo frito y puede, finalmente, que la memoria histórica reniegue del pasado reciente y, en un arranque de amnesia intencionada, evite recordarnos que el Bautista, no el apóstol bautizador sino el que delante de tan magno apellido bíblico tiene nombre de payaso de circo Price, Teddy, fuese el intérprete, sin mucha gracia hay que decirlo, de Judas en Jesucristo Superstar, pero juntitos, todos, los presuntos y los que hasta hace unas horas les defendían van a tener que improvisar una nueva escena para la farsa que tenían montada en la SGAE desde hace mucho tiempo, demasiado.

No será necesario que pasen muchos días para que Víctor Manuel, Ramoncín y otros canten la canción de “oh, ni lo podíamos imaginar, qué desgracia, cómo nos ha ocurrido esto…!”, canción que algunos otros hasta ahora no han cantadoo porque, siendo igual de culpables que los dos elementos citados, no padecen de la inflamación de ego que sacude, visiblemente, a la pareja de mártires e intelectuales de verbo poco creíble: los pin y pon de la SGAE, sus portavoces más intelectuales (tiempo tienen de ser intelectuales y reflexionar ya que hace muchísimo que no doblan la espalda ni hincan codos como no sea para recoger su saca y recordar al mundo artístico su “inteligencia y labor”.

La información con la que hoy nos levantamos hace referencia a  la certeza de que la estructura de la trama bautistiana estaba perfectamente diseñada, cosa que no debería sorprendernos, pero, además, era “una verdad oficial” que se pronunciaba y sabía, eso sí, a media voz, según una afirmación categórica de NERI, el vínculo entre la SGAE y un grupo de empresas, cuyo epicentro era Microgénesis. Cierto que la SGAE está integrada por AUTORES y no por quiromantes o  por especialistas telepáticos o videntes profesionales. Cierto. Pero resulta paradójico que en el seno (una ubre llena de leche tintada con el color de los billetes de máxima cantidad de euros existentes,) de la SGAE nunca se tuvieran sospechas, ni la más mínima inquietud, cuando, año atrás año, las cuentas presentadas por PORTAL LATINO y por la SDAE, su filial tecnológica, demostraban irregularidades y dejaban mostrar, muy a las claras, que el conjunto de empresas y filiales que hoy se investigan constituían lo que caracteriza, en términos empresariales, a las sociedades que, sospechosamente, permanecen siempre al borde de la disolución, con comités de accionistas mutantes, esto es, accionistas que aparecen y desaparecen, constan y dejan de constar sin mediar explicación alguna, donde no aparecen movimientos de compras ni de ventas significativos y que, cuya única variable tienen y tenían los beneficios que la SGAE conseguía. Extraña manera de ser empresa autónoma y “no vinculada” a una sociedad general, una suciedad general en la que, extraña e irónicamente, uno de sus miembros tiene un nombre  metafóricamente, e inmejorablemente, indicativo:” Caco” Senante.

Todos lo sabían. Absolutamente todos. No así los socios que pagamos nuestra cuota y creíamos en que nuestra representación estaba garantizada. Lo sabían, y son cómplices, por acción y omisión los que mamaban de la ubre que el bautista ordeñaba: “Pago y transacción de favores, pago de silencios, yo te doy y tú ya  me lo devuelverás…”

Luís Cobo Manglis, uno de los socios de la SGAE, en reiteradas ocasiones, y hoy es un hecho que salta a luz pública ante nuestra indignación, la de los  socios estafados por el apóstol bautizador y su séquito, ha intentado  alertar, desde hace  cuatro años, acerca de lo que él consideraba, de acuerdo a pruebas demostrables, la evidencia del desvío reiterado, sistemático, y por supuesto fraudulento e ilegal, de fondos de la SGAE en un tejemaneje que unía a la  GRAN SUCIEDAD con el resto de empresas asociadas, las partículas de “suciedad” que, como tentáculos, aprisionaban riquezas que iban a parar, directamente a los bolsillos de quienes más tenían, del apóstol de nombre compuesto y sus secuaces.  La voz incansable de Cobos llevó a la movilización de la Asociación de Usuarios de internet, Apemit y Vache, a presentar una denuncia que quedó registrada en la Fiscalía Anticorrupción. La previsión, y el sentido común, nos harían pensar que alguien actuó, que nadie permaneció de brazos cruzados, pero la “ESE” de SGAE no es la “Ese” de sentido común en las siglas SGAE: hay podredumbre. La SGAE permaneció tranquila, serena, inmutable y, simultáneamente, con todo el sigilo mediático posible, acalló a Cobos e incluso se atrevió a sancionarlo con la prohibición expresa para que no pudiese asistir a ninguna asamblea, con Don Corleone Bautista al frente, ni votar durante cinco años ya que, según los “sgaemafiosos”, Cobos había hecho uso de un lenguaje inexacto, irregular y claramente hiriente. “CLARAMENTE”, un adverbio que la cúpula del SGAE olvidó, hace mucho tiempo, de pronunciar.

Ya en 2007, Luís Cobo, en una de las asambleas, según consta en la trascripción del acta oficial, preguntó a Neri, sin más rodeos, sobre su posición como director de la SDAE desde el año 2000 y, desde el mismo año, la curiosa coincidencia de haber sido presidente de Microgénesis, una empresa que de “micro” no tenía absolutamente nada, aunque  sí de “génesis” ya que era la encargada de provocar el nacimiento de riqueza al realizar al menos el 99% del trabajo de la SDAE. Ni esa respuesta, ni las destinadas a que aclarase cuántas personas trabajaban en la SDAE o en Portal Latino o qué extraña coincidencia vinculaba personas como Rafael Ramos,  José L. Rodríguez Neri y Eva García Pombo (cuñada del primero) además de una de las preguntas más intrépidas y acertadas: ¿Era cierto que Portal Latino pertenecía a Microgénesis y había sido vendida, BAJO LA FIRMA Y ACEPTACIÓN OFICIAL  del sr. Bautista, presidente de Portal Latino,  a la SDAE? Ninguna de esas preguntas tuvo la mínima respuesta…

Lo que también Cobo preguntó, sin recibir contestación alguna, como mandan los cánones del hampa, fue la cantidad de dinero que nos estaba costando a los socios de a pie esas transacciones extrañas, fantasmas, que solo beneficiaban a los ídem de la cúspide de la pirámide sgadiana.

Ahora les toca a ellos: a los Cacos, a los Ramones pequeñitos, a los nietos de los picadores de minas asturianos e incluso a las doctas Diosdado (no sé si se habrá creído la ilustrísima dramaturga y realizadora que su apellido es literal y dios se lo ha dado, el poder, me refiero) y a tantos otros…

Que vayan preparando un estribillo nuevo y más convincente para esta canción que andaban canturreando confiados mientras apretaban los euros en sus bolsones corruptos…

Que vayan preparándose porque ayer, el señor Neri, públicamente dijo un “ELLOS LO SABÍAN” que les va a saber a veneno y que, además, impedirá, que se embuchaquen los royalties de su propia película, un thriller con final, espero, nada feliz para ellos”

 

 

 

 

 

2 comentarios el “LA “SUCIEDAD” GENERAL DE AUTORES: ¡TODOS LO SABÍAN!

  1. severianobocanegra
    julio 11, 2011

    Una década como mínimo,robando sin parar y una década de demandas de la sgae a multitud de quejas y sospechas de sus acciones fraudulentas.Al final la verdad trasluce.Y la ministra Sinde “no sabe nada”.La corrupción en éste país está situada al nivel de Zaire,Indonesia,EEuu.

  2. julio
    julio 11, 2011

    El deparpajo del teddy que aparece del video le retrata más incluso que el auto de procesamiento dictado pro el juez. Este tipo es un cínico gilipollas con sonrisa de falste, como se ve en el video. Sus trapacerías, con ser públicas y notorias, demuestran lo grave de la existencia de un estado corrupto en connivencias con la ministra y sus adláteres frente al que sólo nos queda la imptencia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

MY PLAYLIST

NOS VISITARON OTRAS MIRADAS...

  • 88,920 VISITAS

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 763 seguidores

REGISTRADO EN SAFE CREATIVE

Member of The Internet Defense League

Sígueme en Twitter

EL TIEMPO NO EXISTE…PERO SUCEDE

A %d blogueros les gusta esto: